levadura

Los ingredientes esenciales

Para elaborar un pan sabroso, deben elegirse bien los ingredientes y, sobre todo, la levadura, ¡indispensable para hacer un buen pan! Utilizar ingredientes de calidad es la garantía para obtener panes sabrosos al tiempo que se contribuye con su equilibrio nutricional


1- La levadura La levadura de panadería es un producto vivo, indispensable y fundamental para la fabricación del pan, que le proporciona el volumen y el sabor que tanto nos gusta. La levadura de panadería existe en varios formatos: líquida, fresca en daditos, seca activa para rehidratar o seca instantánea. Sea cual sea la levadura que utilices, ¡sigue los consejos de Paneo! Ha seleccionado para ti las mejores marcas y te enseñará los mejores trucos.


2- La harina La elección de la harina, que puede ser blanca, integral, de centeno, biológica... permite ofrecer una gran variedad de sabores, consistencia, colores y aromas a sus panes. La harina de trigo está compuesta entre un 70 y un 80% de almidón, un 9 y un 15% de proteínas y menos del 2% de materias grasas... Del 15 al 20% de las proteínas que contiene son solubles en agua. Las demás proteínas formarán el gluten durante el amasado. El gluten tiene propiedades de cohesión, elasticidad, viscosidad y plasticidad que le permiten, durante la panificación, formar una red impermeable, capaz de contener el gas carbónico y estirarse bajo su presión para formar la estructura y la textura alveolada del pan. Para las personas con intolerancia al gluten (que padecen la enfermedad celíaca), es posible utilizar harina sin gluten (harina de maíz, sarraceno, castaña...). El club-paneo te ofrece recetas que emplean estas harinas adaptadas al régimen alimenticio de las personas intolerantes al gluten. Encontraras muchas otras harinas disponibles en comercios. No dudes en probarlas y así descubrirás nuevas sensaciones y nuevos sabores. ¡Ahí radica todo el placer de elaborar pan casero!
Consejo Levital La harina se conserva bien. Pero de su frescor dependerá el éxito de tu pan. Las harinas demasiado viejas tienen un olor a cerrado. Consérvalas dentro de una caja hermética en un lugar fresco y seco. La harina integral se conserva bastante peor que la harina blanca. No almacenes demasiada harina; cómprala a medida que la vayas necesitando. intolerancia al gluten, consultar la web oficial de la FACE : http://www.celiacos.org/
3- La leche La leche se utiliza para los panes estilo bollo, de miga muy blanda. La leche siempre debe estar ligeramente templada antes de incorporarse al preparado.
Consejo Levital Para preparar una deliciosa bollería, escoge leche entera muy cremosa ya que aportará más esponjosidad y untuosidad a tus preparados.
4- La sal La sal es indispensable para la fabricación del pan. En primer lugar, ¡es un potenciador del sabor! Revela y ensalza todos los sabores sutiles de los cereales. No obstante, debes tener en cuenta que la eliminación de la sal en la masa influye negativamente en el resultado final. En tal caso, se obtiene un pan poco desarrollado con una corteza clara. Consejo paneo - Dosificar bien la sal es importante. Un uso excesivo puede acarrear problemas en la salud. Desde un punto de vista nutricional, es preferible reducir la dosis de sal en vez de privarse de pan.
Consejo Levital Dosificar bien la sal es importante. Un uso excesivo puede acarrear problemas en la salud. Desde un punto de vista nutricional, es preferible reducir la dosis de sal en vez de privarse de pan. Evite que la sal y la levadura entren en contacto directo.
5- El azúcar El azúcar se presenta en gran variedad de formas. Refinado, moreno, terciado, melaza o miel, suaviza el sabor de los bollos y de los panes de frutas. Asimismo, proporciona un sabor caramelizado y un hermoso color dorado al pan.
Consejo Levital Los azúcares sólidos deben incorporarse directamente en la harina mientras que la miel se añadirá a la masa. Para probar algo nuevo, sustituye el azúcar por jarabe de arce: ¡es una auténtica delicia!
6- Los huevos Los huevos se utilizan en la elaboración de panes de fiesta, bollos, galletas crujientes, panettone... Aportarán una rica y generosa consistencia a toda la bollería. El huevo debe batirse antes de mezclarse con los demás ingredientes.
Consejo Levital Utiliza la yema de huevo para dorar la bollería y las masas hojaldradas.
7- El agua El agua que incorpores en tu masa debe ser potable y lo suficientemente dura porque los minerales (sales de calcio) contribuyen con el refuerzo del gluten. Si se utiliza un agua demasiado suave, obtendrá una masa pegajosa que pierde fuerza.
8- La mantequilla Permite que la masa sea tierna y blanda. Debe ser extra-fresca, de un color amarillo pálido. Si se utiliza mantequilla salada, no olvides reducir la dosis de sal.
Consejo Levital Saca la mantequilla del frigorífico al menos 1/2 h antes de elaborar el pan de modo que sea más fácil de utilizar.
9- Los sabores Frutos secos o fruta fresca, semillas, pepitas de chocolate, hierbas y especias... ¡Estos ingredientes engalanan el pan y despiertan las papilas gustativas de grandes y pequeños!

Dejar Comentario

Lesaffre © ContáctenosLéxicoNotas legales